2011-08-17 | 19:05 De Campana a Viedma
Otro caso de una persona que estuvo encerrada 20 años en su habitación
A través de nuestra página, dimos a conocer el caso del campanense que pasó 19 años sin salir de su cuarto, y que la Justicia obligó a ser atendido. Ahora, un caso similar salió a la luz en Rio Negro. ¿Serán primos?.
  • Otro caso de una persona que estuvo encerrada 20 años en su habitación

    Una historia similar que fue conocida en Campana, y que ahora tiene su versión rionegrina.

En el 2009, dimos a conocer el insólito caso del joven campanense que estuvo 19 años encerrado en su habitación y la Justicia debió sacarlo.

La historia, dejaba de ser un mito urbano para convertirse en un hecho que llamó la atención de toda la Comunidad, al tiempo que la Justicia y las autoridades sanitarias locales tomaban cartas en el asunto, mientras los padres del sujeto manifestaban su imposibilidad de hacer algo al respecto.

Sin embargo, el tiempo pasó y el paciente local se sometió a tratamiento especial, aunque se desconoce si depuso su actitud antisocial de manera definitiva. Pero sus doctores señalaron que en las últimas semanas, no se habría presentado a los controles de rigor, sin conocerse los motivos del “faltazo”.

Pero la historia local tiene su réplica en la localidad de Viedma, en Rio Negro. Un joven pasó 20 años encerrado en su casa del barrio Don Bosco, en donde vivía como un ermitaño según publicó el portal del diario Al Día. 

Según la fuente, se encerró en 1991 en su casa para no volver a salir por 20 años. Y en el interior de la misma, tampoco salió de su cuarto en los últimos 5. “Fue hallado de casualidad y con la ropa raída, el pelo muy largo hasta la cintura, la barba tupida y la piel sumamente blanca por la falta de contacto con el sol; además una falta de aseo de mucho tiempo” señala la crónica rionegrina.

El hombre hoy permanece internado en el Hospital de Zatti, bajo la atención del personal de salud mental. La historia extraoficial indica que cuando tenía 9 años habría sido sacado del colegio primario al que asistía por sus progenitores. De acuerdo a lo que también el propio paciente relató a los médicos psiquiatras del hospital, tuvo una adolescencia "medianamente normal", pero se remarcó en más de una oportunidad que entre los 17 y los 18 años tenía una actitud "antisocial" que en más de una oportunidad se transparentó en peleas afuera de los boliches de Viedma.

Según el diario Al Día, “cuando concurrió personal del hospital a la vivienda del barrio Don Bosco se encontró con un cuadro dantesco: restos de comida esparcidos por toda la habitación, una suciedad putrefacta y hasta las propias necesidades fisiológicas acumuladas en botellas y bolsas de nylon. Vivía, según las informaciones a las que accedió a este medio, como un primitivo en su propia casa”.

Mucho en común entre el hombre encontrado en el coqueto barrio de Don Bosco, en la provincia sureña, con aquel que viviera una similar historia en nuestra Ciudad. Ambas, reflejan lo incomprensible de la psiquis humana, y también dejan en evidencia las falencias de una sociedad que encuentra actitudes familiares que posibilitan hechos como este, los cuales rozan la ciencia ficción, y por que no también, el terror.
 


Campana Noticias.com es propiedad de Campana Noticias SRL
Registro de propiedad intelectual Nro. 906641